“Rock con folclore” Entrevista con Sin Dirección

En temporadas de lluvia, Coyoacán se vuelve el escenario perfecto para practicar el arrumaco y el remojón. Pero, en esta ocasión tuvimos nuestra entrevista con Sin Dirección.

 Fotografía: Nym

-Antes de iniciar con Sin Dirección ¿qué se encontraban haciendo?

Luis: Cada quien andaba por su lado y nos juntamos en el 2006. Yo venía trabajando con unos de los guitarristas que iniciaron el grupo. En el 2006 ya entra Joto y entra otro amigo, de ahí ya empezó Sin Dirección.

-¿Hasta ahora en qué producciones han trabajado?

Luis: Primero hicimos un compilado de música urbana en nuestro país que trabajamos junto con una banda que se llama Levítico, después, sacamos Cuando el cielo pierda su color y nuestro tercer disco que ya está compuesto pero estamos en la casa de producción viendo los arreglos.

-¿Qué significa el nombre Sin Dirección?

Luis: Realmente, Sin Dirección no significa nada, es nuestro nombre. La historia fue que era una rola de Bersuit del disco Testosterona, yo propuse la frase y dejarlo Sin Dirección. Con el tiempo quisimos cambiarlo pero la gente, por lo menos en Venezuela, nos conoce con este nombre. La gente siempre piensa que es Sin Dirección porque no tiene dirección musical porque mezclamos mucho el folclore venezolano con el rock y con algunos elementos de otros géneros, pero no es eso, en realidad es sólo un nombre.

Carlos: Particularmente, yo pienso que las bandas son las que hacen el nombre, no el nombre a las bandas. Entonces, puedes llamarte “Plaza Coyoacán” pero si eres constante y trabajas la gente te conoce.

-Qué los motivó a ser roqueros y no salseros?

Luis: Porque el rock es algo que está en todos los países y tal vez en distintos grados de popularidad y lo que implica en cuanto a la subcultura que genera. Venezuela es un país caribeño donde la salsa, el reguetón, el reggae y el hip hop es un poco más popular que el rock pero también hay roqueros y poco a poco hemos ido creciendo y formando un movimiento.

-¿Cómo se encuentra el rock en Venezuela?

Luis: Hay un poquito el prejuicio. Es una sociedad que es más caribeña, le gusta más bailar la salsa que menear la cabeza y tener el pelo largo. Cuando llegas tú como roquero contrastas un poco con eso, pero eso también se nota en nuestra manera de ser en nuestras letras, hay mucho de que también le cantas a la mujer cosas que son difíciles de ver. Hubo cosas que se fueron colando como el mismo joropo pero nos gusta el rock y es la base, sobre esa base de rock le metemos y construimos otras cosas.

-¿En algún momento se propusieron hacer fusiones con folclore?

Luis: No, inicialmente ffla canción surge y después es que nos plantemos hacer fusiones. A partir de lo que ocurrió con “ay” nos dimos cuenta que le gustaba a la gente y la incluimos en el disco, incluso muchos del grupo en aquel entonces no les gustaba. Yo tuve como compositor que enfrentarme a ellos y ponerle la parte roquera para que ellos encontraran atractivo el tema.  Ahora en el tercer disco viene una cosa interesante con el reggae y el ska.

-¿En qué momento El cielo perdió su color?

Luis: Cuando empiezas a conocer todas estas cosas que afectan a la madre naturaleza y no parecen importar hasta que no te afectan directamente, hasta que no se acabe el agua. El venezolano es muy así, en esperamos que las cosas sucedan para solucionar.

-Al instante de hacer sus letras ¿qué tienen en mente?

Luis: Las canciones de Sin Dirección son hasta ahora cinco temáticas: la primera son libros que inspiran canciones como “Autopsia”, está inspirada en un libro de Stephen King, la otra es la política, para nuestro país está pasando algo muy importante a nivel político, canciones como: “Qué fácil” trata sobre el Caracazo. Está, también, la parte del desamor con temas como: “Adicción”; los temas de la soledad como: “Cada mañana”.

-Y las letras amorosas ¿son anécdotas o ficción?

Luis: Hasta el momento el desamor los hemos reflejado en “Adicción” es una comparación con lo que posiblemente sentiría un adicto a una sustancia, cuando tú tienes una relación de pareja a veces son adictivas aunque te hacen daño no puedes dejarlo.

-¿Qué parte de Venezuela se encuentra en sus canciones?

Luis: En cada canción depende, si te hablamos de “¡Ay!” está es estado Lara y también Turmero porque ahí nace la letra y el grupo. Si hablamos de “Qué fácil” es un tema que Caracas de los 90 por el Caracazo.

-¿Qué pasó cuando terminaron de hacer el video de ¡Ay!?

Carlos: ¡Él casi se muere!

Luis: La idea forma parte de la composición de la canción, es una fusión de música folclórica venezolana. Reúne el golpe tucuyano que es música de la región del estado Lara y se toca con cuatro maracas; entonces, nosotros fusionamos esta música con lo que es el rocanrol y salió este tema.  Ahora, en esta región del estado Lara también existe una bebida típica que se llama el cocuy, lo más lógico era hacerlo con nuestra bebida, pero el cocuy es fuerte es una agua ardiente y lo hacen con el mismo procedimiento con el que hacen el tequila. Fueron seis minutos de estar bebiendo constantemente, hicimos dos tomas y si las sumas dan como seis minutos y beber esa cantidad tan rápido, al final el cuerpo no aguanta y, bueno, no aguantó.

-¿Quién escogió los castigos del video?

Carlos: Entre todos. Yo fumo y era como gracioso.

Luis: Era más allá, teníamos pensado hacernos unos cortes de pelo locos pero el compañero que tenemos no aceptó, entonces, no nos quisimos hacer mayor rollo, lo dejamos en la tomadera, el tatuaje, los cigarrillos.

-¿Qué esperamos para su próximo disco?

Luis: Ya está compuesto todo el disco, por lo menos ya hay trece canciones de las cuales vamos a elegir doce o diez. En comparación con éste, te puedo decir que es un disco con un poquito más de protagonismo en las guitarras distorsionadas, pero tiene momentos del reggae, ska y una balada. Líricamente es más comprometido, más radical y más contestatario; vamos a decir opiniones pero vienen escritas por la mala y meténdonos con gente bastante influyente en nuestra ciudad. No te puedo adelantar nada más.

-¿Cómo se sienten ahora que están lejos de Venezuela?

Carlos: Yo la extraño, la gente, mi país, muchas cosas que no las cambiaria; me gusta México pero extraño el sabor de la cerveza nuestra.

Luis: Yo normal, me estoy tripeando México, en el buen sentido, haciendo lo que me gusta llevando la música. Para nosotros es muy importante, porque del lugar de donde venimos realmente muy pocas o nadie pueden hacer las cosas que venimos haciendo ahorita. No siento que me he ido, estoy a lado haciendo un trabajo y representado, vengo a hablar de ella, por eso no la extraño tanto y vengo a hacer un trabajo que tiene que ver con Venezuela.

-Para terminar con nuestra entrevista ¿qué bandas de Venezuela nos recomiendan?

Carlos: Yo recomiendo Zapato tres, Amigos invisibles, Zion CPN, Carameros de cianuro y, por supuesto, Sin dirección.

Luis: Yo Sentimiento muerto, Desorden público, Paul Gilman, Dame pa matal y Levítico.

About Tenochca

Poeta en tiempos difíciles, exhumado y muy ocupado. Ha desarrollado su obra poética dentro de un viaje astral que lo ha llevado a experimentar formas y significados. Hoy, desilusionado de su única realidad, decidió poetizar lo que pinta decadencia. Actualmente es estudiante de las licenciaturas en Lengua y Literatura Hispánicas y Filosofía, ambas en la Universidad Nacional Autónoma de México, campus FES-Acatlán.