La Muerte en el Rock Mexicano

El rock nació como expresión de un sentimiento y forma de pensar de una juventud inquieta, tristemente muchos de sus protagonistas han resaltado el fatal cliché de sexo, drogas y rock’n’roll al morir trágicamente durante las juergas y extremas andanzas que el género supone, sin embargo esas muertes han influido también en la leyenda urbana haciendo que sus respectivos grupos incrementen repentinamente su fama consolidando lo dicho.

En un texto pasado abordamos el tema de las fatales muertes que muchos músicos de rock ingleses y norteamericanos han sufrido a partir de la vida alocada que el medio al parecer casi casi exige. Deciamos que en nuestro país también tenemos nuestros propios “fantasmas” musicales con trágicas, y sopechosistas muertes región 4: desde el queridísimo ídolo de muchas (¡todavía aunque no lo crean!) Don Pedro Infante, la malograda reina del texmex Selena, pasando por el Gallo Elizalde o hasta Víctor Iturbe “el Pirulí” e incluso Chico Che o Sergio Gómez vocalista de los Kapaz de la Sierra.

Aunque en realidad estos fantasmas musicales tienen mayor relación con la música grupera, vernácula o romántica y las muertes de algunos de los que se mencionan con anterioridad tienen cierta dosis de negocios truculentos gansteriles, según dicen quienes han investigado a fondo, pero nos sirve como contexto para bordar el tema.

CUANDO TUS OJOS SE CIERRAN

En 1962 muere a los 21 años el cantante Toño de la Villa, cuyo nombre verdadero fue Juan Antonio Verdes Sánchez. Vocalista de Los Locos del Ritmo con su carisma personal y su voz levemente enronquecida, redondeaba la imagen del grupo a la perfección, la banda para entonces se distinguía como la más original y espectacular.

La voz de Toño de la Villa cantando Tus ojos, composición de Rafael Acosta y Yo no soy un rebelde de Jesús González, han quedado como los clásicos de clásicos de la primera época del rock mexicano.

Según Jorge Gutiérrez Maya, en su libro Historia del rock and roll en México, menciona que Toño falleció en El Paso, Texas el 5 de mayo de 1962.

Poco antes de morir cursaba el 3er. año de la carrera de ciencias químicas y los problemas en su voz ya se le notaba en las grabaciones mas recientes.

Al regreso de una presentación por Acapulco, ya casi no hablaba, fue con el otorrinolaringólogo y este dijo que no era cosa suya y que fuese con un cancerólogo. Toño de la Villa moriría tres días después.


UNA PIEDRA RODANTE A LA ONDA

Aunque no era músico, siempre estuvo íntimamente relacionado con la historia del rock nacional como crítico, animador cronista y reseñista, por lo cual le merece un espacio en este texto.

Parmenides García Saldaña, fue quien bautizo como “hoyos fonkis” a los lugares donde clandestinamente se ejercía el rock and roll en los años setentas del siglo pasado, tiempos de cruenta represión política hacia los jóvenes.

García Saldaña fue también quien animo a Alejandro Lora del otrota Trees soul in my mind ahora el apocado TRI a escribir canciones en español.

Nació en Orizaba, Veracruz, en 1944 Pasto verde, su opera prima literaria, también escribió El rey criollo (1971), En la ruta de la onda (1974), Mediodía (1975) y, como tributo póstumo, se editó su novela El callejón del blues con el arbitrario título de En algún lugar del rock.

Parmenides fue el primer escritor de rock que tuvo su legión de admiradores conseguida a través de una trayectoria en diarios y revistas que inició a finales de los años 60 y que tuvo su apogeo en los 70; son memorables sus colaboraciones en la revista Pop y sobre todo sus comentarios en la Piedra Rodante.

El 19 de septiembre de 1982, murió uno de los protagonistas de la llamada “literatura de la Onda”, su cuerpo inerte fue hallado en una azotea de la colonia Polanco.

SOBREDOSIS DE CEMENTO

Rodrigo González nació en Tampico, Tamaulipas el 25 de diciembre de 1950 fue un músico mexicano conocido por todos con el sobrenombre de “Rockdrigo”. Radicó en la ciudad de México durante los últimos años de su vida. Es considerado el principal exponente del Movimiento Rupestre.

Recientemente su diminuta hija (artísticamente hablando) Amanda Lalena inició su actividad musical bajo el pseudónimo de Amandititita.

Como todos sabemos el 19 de septiembre de 1985 un fuerte sismo se dejo sentir en la ciudad de México, miles fueron las víctimas, muchas más de las que el corrupto gobierno priista de aquella época acepto, entro todos ellos, la vida de Rockdrigo se perdería entre los escombros de su departamento ubicado en la calle Bruselas número 8 de la colonia Juárez.

Tras su muerte, Rodrigo se volvió una figura emblemática para la escena musical underground en México, debido a la originalidad, escases de su obra y brevedad de su vida, que es comparada con la de Chava Flores, pues constituye un reflejo de la vida cotidiana de las clases pobres en México.


ROCK POWER MEXICANO

Toncho Pilatos fue un Grupo mexicano fundado en los inicios de 70 en Guadalajara.

Después de haber formado parte de los grupos Los Gatos, La Noche y Renacimiento, se une a su hermano el guitarrista Rigoberto ‘Rigo’ Guerrero Sánchez para formar la banda.

Toncho Pilatos era un grupo que combina sus presentaciones con obras teatrales de carácter ecléctico, tenían raíces blueseras y progresivonas.

Polydor, la compañía disquera más importante de aquellos años, les grabó su primer álbum, dentro de la serie Rock Power con funda doble, algo que solamente habían logrado, hasta entonces, grupos norteamericanos, ingleses y canadienses, ninguno mexicano.

Toncho Pilatos se han quedado como una de las leyendas más grandes de Guadalajara a la altura de Fachada de Piedra, La Revolución de Emiliano Zapata y de Los Spiders.

En 1988 muere Rigoberto Guerrero y le siguió su hermano Alfonso de cirrosis en 1992.

GÜEREÑA SI

Luis Güereña, promotor del punk rock y músico del grupo Tijuana No, falleció a sus 45 años el domingo 11 de enero de 2004 víctima de un paro cardiaco mientras veía televisión dentro de su domicilio en el norte de Tijuana.

Impulsor y promotor del movimiento punk en Tijuana, hizo su primera incursión en la música en 1989, como percusionista y cantante del grupo Chantaje, en el cual participaba Julieta Venegas.

Posteriormente formó parte del grupo No, que con la aparición de su primer disco cambió su nombre a Tijuana No, una de las bandas más importantes de la región fronteriza, sus letras poseen un alto contenido político.

Tijuana No estuvo presente en varios conciertos de apoyo a la causa zapatista.

La banda se despidió en diciembre de 2002, y dos años más tarde su fundador falleció.

Armando Vega Gil, locutor, guionista y miembro de Botellita de Jerez y el Palomazo Informativo dice que cada uno decide que tipo de camino asume en este largo y truculento sendero del rock and roll, “Hay muchas sombras que difuminan la luz de la música, casi siempre se le pretende observar desde su lado pop, sin embargo también tiene un lado trágico”.

En nuestro país también se cosen habas, aunque a diferencia de nuestros vecinos del norte o al otro lado del mar poco son los roqueros que viven de sus presentaciones y de la venta de su material audio gráfico.

Siendo honesto y tratando de sonar optimista, la única muerte que me emociona del rock and roll es la de las ambiciosas disqueras.

About Koyote Lagañas

Licántropo rabioso, onanista impúdico y vouyerista, nihilista introspectivo, hiperquinetico distimico, sobreviviente lunático de cráteres espirituales… Aullador afónico color morado, carnívoro onírico selenita.